Sin actividad, vuelven los recuerdos

Las coyunturas mandan. Y aunque temo que la coyuntura se convierta en estructura en mi vida, la realidad es que siempre que he entrado en un valle de actividad, nucha ha durado en exceso y, hasta ahora, nunca ha sido para siempre (claro, que eso sólo sucede una vez).

Mientras, vivo de recuerdos y de revistas.

Entre los primeros, aquí van dos fotos de la Aqualum en la Paret de les Bagasses (Terradets), allá por 1999, con Gorka.

 

Gorka pelea con el segundo largo (6b)
Gorka apunto de enfrentarse a uno de los tramos más difíciles, el segundo largo, graduado como 6b

 

 

Gorka resolvió con soltura sus largos y yo me dediqué a reptar lamentablemente en algún tramo aunque resolví diligentemente los que me tocaba liderar (creo que fue mi época más fuerte como escalador). Pese a mis limitaciones, fue una gran escalada y, desde entonces, estoy esperando poder volver a Terradets. Ahora Gorka abre vías en el Karakorum y yo abro mi portátil para escribir chorradas.

Pero no importa, seguir reptando por las paredes en cuanto tenga ocasión. ¡Larga vida a los escaladores de fin de semana!

Madclimber terminando el 4º largo

Aquí, resuelvo los últimos pasos del cuarto largo (6a+).

2 Comments

  1. Pues sí. La verdad es que la vía y la pared en general tienen mucho ambiente.

    Tengo ganas ya de una aventurilla con patio. La última (el Cavall Bernat) queda ya muy lejos.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *